CRUCES DE MAYO

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Las Cruces de Mayo, renombradas en toda la provincia. Hasta doce cruces se levantan en Bonares, las calles aparecen alfombradas de flores y de los balcones cuelgan ramas de pino y de romero.

  • LAS CRUCES DE MAYO DE BONARES

Fiesta declarada de Interés Turístico Nacional, que se vive con especial intensidad en Bonares. Se celebra en la tercera semana del mes de mayo, cada año en honor a una de las doce Cruces con las que cuenta la localidad. Se inicia el jueves con la verbena, seguida de la romería el sábado en el paraje conocido como El Corchito y finalizando el domingo con la procesión de las doce Cruces que son acompañadas con el son de la tradicional y popular música de “El Romerito”.

Doce son las Cruces de Bonares: El Rincón, Higueral, El Pozo, Larga, Cuatro Esquinas, la Fuente, Misericordia, Nueva,  Arenal, El Pilar, San Sebastián y Triana; y 11 las capillas que las albergan, ya que la de El Rincón, que es la más antigua, se ubica en el Ayuntamiento durante los días de la festividad.

Las capillas de construcción contemporánea, destacan por el valor artístico de su interior, que son el reflejo de una artesanía popular, que prácticamente sólo se encuentra en este municipio y que se transmite de generación en generación.  Cuentan con un hall o recibidor decorado habitualmente con zócalos de azulejos y escayolas en los techos. El espacio donde se sitúa la cruz, suele estar realizado con estructuras de madera que cubren las paredes y techo, formando  cúpulas, bóvedas, arcos y columnas de diferentes estilos arquitectónicos. Éstos se forran de una manera muy especial, con tejidos que forman pliegues, trenzados y el característico bullón (tela que se frunce con ayuda de alfileres). Los materiales más utilizados son las telas de raso en tonos pastel, encajes, bordados, galones… La cruz, que se coloca en el centro de este recinto, suele ser de orfebrería plateada o de tisú bordado en oro, rodeada de una orla en forma de corazón forrada de flores.

Para conocer más sobre  las Cruces de Mayo en el Condado de Huelva, recomendamos visitar el Centro de Interpretación de Las Cruces, ubicado en Bonares.

 

FIESTAS PATRONALES

En Octubre, del 21 al 25, Feria y Fiestas Patronales de Santa María Salomé, declaradas “De Interés Turístico Nacional de Andalucía”. Pregón a la Santa, sea en el teatro, sea en su ermita, útil para divulgar la personalidad de la santa. Salomé, en griego Santa Irene, significa Paz; hermana de la Madre de Jesús, fue madre de Santiago y San Juan. Presente en toda la Pasión, fue de las primeras en ver al Resucitado. Bonares tiene nuevo recinto ferial ultramoderno, en el entorno de su Ermita. En España sólo hay otro templo dedicado a ella (en Santiago de Compostela). Luego, el 1 de noviembre, pasadas las seis de la tarde, el paso con Santa Mª Salomé, llevando a San Juan en brazos y Santiago de la mano, regresa de la parroquia de la Asunción hasta la ermita, a tono con el júbilo que este pueblo gasta todo el año por su patrona, pero en especial ese día sonado.

OTRAS FIESTAS

El Corchito (que se orienta a niños y jóvenes, varios días a primeros de septiembre: juegos acuáticos, cucaña, conciertos, deportes, carreras de cintas a caballo, deportes, Discoteca, Gran Sardinada). El Desfile de Modas (en Febrero). La Semana Santa (con tres procesiones). La fiesta de la Filial rociera en el Domingo de Resurrección y su salida al Rocío, cerca de Pentecostés. El Romerito… El Corpus Christi…

Cruces de Mayo de Bonares

Otro pueblo del Condado que se identifica con esta celebración de las Cruces de Mayo es, sin duda, Bonares. Esta localidad celebra esta festividad en la tercera semana de mayo, los próximos días 14, 16 y 17.

Bonares se llena de luz, color y alegría durante las Cruces de Mayo.

Estas cruces han alcanzado tanta singularidad, especialización y brillantez que han sido oficialmente declaradas Fiesta de Interés Turístico Nacional de Andalucía y Hecho de Interés Cultural de la Comunidad Autónoma de Andalucía. Las populares fiestas se celebran en honor a las doce Cruces existentes en la localidad: El Rincón, Higueral, El Pozo, Larga, Cuatro Esquinas, La Fuente, Misericordia, Nueva, Arenal, El Pilar, San Sebastián y Triana. Cada año, le toca a una de estas cruces organizar las fiestas junto al ayuntamiento de la localidad. Las Cruces de Bonares son famosas y atraen a cada año a más turistas que vienen atraídos por la vistosidad y arte de los ornamentos.

El jueves, día 14 de mayo, se celebra una Verbena Popular que tiene lugar en la calle de la Cruz que organiza las fiestas. Este año es el turno de la calle de la Misericordia, cuya cruz procesionará por las calles donde viven sus mayordomos que irán ataviados con los trajes típicos. Ya el sábado se celebra el tradicional‘romerito’. Todos los vecinos, ya vestidos con sus trajes típicos y a caballo, pasearán por la mañana por las calles de la localidad para luego trasladarse al campo. Allí se pasa el día entre vino, cantes y bailes. A la caída del sol, se vuelve al pueblo para realizar la “Entrega de Vara”, acto simbólico mediante el cual el alcalde, en representación del pueblo, recibe la vara de los padrinos de la calle que ha organizado la romería y hace entrega de la misma a los padrinos de la cruz de la calle a la que corresponde organizar la romería al año siguiente.

El domingo procesionarán las Doce Cruces por la carrera oficial tras la misa en honor de las mismas. La procesión finaliza en la Plaza del Ayuntamiento cuando las Cruces realizan las tradicionales “Caídas” (simbolizan las tres caídas de Jesús antes de morir) al son de la también tradicional y popular música de “El Romerito”. Como colofón de las fiestas tiene lugar la Serenata Popular, que se caracteriza por el ambiente de toques y bailes por sevillanas frente a cada una de las Capillas. La ronda se inicia en la Plaza del Ayuntamiento para, una a una, rendir esta alegre despedida a las Cruces. Acompaña siempre la Banda de Música a la que sigue durante todo el recorrido una amplísima representación de vecinos.

Los bonariegos acogen cada año esta fiesta.

Las capillas de las cruces de Bonares están fuertemente decoradas con zócalos de azulejos y escayolas en los techos. Además, la crujía dispuesta para la cruz está elaborada con estructuras de madera que cubren las paredes y techo, formando cúpulas, bóvedas, arcos y columnas que se forran con tejidos que se pliegan, trenzan o bullen.

Una de las doce capillas de las cruces de Bonares.

Todo ello, en su conjunto, produce un efecto que impresiona. Y es que las Cruces de Mayo de Bonares son para verlas, vivirlas y sentirlas.

Deja un comentario, Tu dirección de correo electrónico no será publicada.